La importancia que para los bebés tiene ser porteados

Los estudios no hacen más que demostrar que el bebé que es porteado crece con mayor tranquilidad y apego hacia su madre

Conviene recordar que el primer cochecito de bebé no se inventó hasta el siglo XVIII y los carritos de bebé fueron un objeto prácticamente de lujo hasta tiempos bastante recientes. Hasta entonces, las madres y padres llevaban a sus bebés en brazos, un método de crianza cuyas ventajas quiere dar a conocer la semana internacional que se dedica a ello. Desde Bebitus nos recuerdan su historia así como ventajas.

El porteo consiste en transportar al bebé pegado al cuerpo de la madre o el padre mediante diferentes sistemas. Se trata de un sistema de transporte cómodo, económico y que permite acceder a sitios a los que resulta difícil llegar con un cochecito de bebé o una silla de paseo. Además, deja las manos libres al padre o la madre para poder llevar bolsas de la compra, coger a sus otros hijos de la mano, etc.

Sin embargo, los beneficios del porteo van mucho más allá de la movilidad. Diversos estudios han señalado que el contacto piel con piel aporta tranquilidad y confianza al bebé, sobre todo en el caso de los recién nacidos. Por ejemplo, un estudio publicado por la Academia Americana de Pediatría indica que el porteo reduce el llanto del bebé hasta un 43 %. Además, llevar al bebé en posición vertical en lugar de tumbado facilita la digestión, alivia los cólicos y le permite interactuar más activamente con el entorno.

Para disfrutar con seguridad del porteo y los beneficios que ofrece, desde Bebitus recuerdan que es imprescindible elegir un portabebés adecuado al tamaño y peso del bebé, así como seguir cuidadosamente las instrucciones de uso. Los recién nacidos deben ir siempre delante y mirando hacia atrás, con la cabeza adecuadamente sujeta y las piernas abiertas en una posición natural. También es importante asegurarse de que el pequeño queda situado a la altura del pecho y que el portabebés está correctamente ajustado, de modo que evite que el bebé se deslice, pero sin apretar.

Con motivo de la Semana Internacional de la Crianza en Brazos, la tienda online Bebitus ofrece descuentos en una selección de diversos tipos de portabebés. Probablemente los más conocidos por los padres y madres son las mochilas portabebés de marcas como Babybjorn o ERGOBaby. Se colocan con un sistema de correas y hebillas, y la mayoría permiten llevar al bebé delante o detrás según la edad.

Otro sistema de porteo muy popular son los fulares y bandoleras de marcas como Manduca, Crianza Natural o Babymoov. Consisten en una tira de tela que se coloca alrededor de los hombros y la cintura, que luego se fija mediante un nudo o una anilla. A pesar de su ligereza, son totalmente seguros si se emplean correctamente. Se usan especialmente con recién nacidos, ya que un mayor peso los vuelve más incómodos.

En los últimos años, la popularidad del porteo está creciendo en España, especialmente en el caso de los recién nacidos”, explica Mia Cabrera, Responsable de Comunicación de Bebitus: “Cada vez recibimos más consultas de padres y madres interesados en los diferentes tipos de portabebés. Estos productos se incluyen a menudo en las listas de nacimiento, porque son un regalo muy práctico. Pueden servirte tanto para moverte dentro de la ciudad por lugares que están poco adaptados a los carritos de bebés, como para ir de excursión o de fin de semana sin tener que depender del cochecito o la silla de paseo”.